El Dolor Ciático Me Hacía Llorar De La Molestia, PERO CON ESTA POSTURA Lo Aprendí A Eliminar En 2 Minutos. | TUSALUDESVIDA

El Dolor Ciático Me Hacía Llorar De La Molestia, PERO CON ESTA POSTURA Lo Aprendí A Eliminar En 2 Minutos.

El nervio ciático es uno de los nervios más grandes del cuerpo, empieza desde la parte baja de la columna, atravesando las nalgas y llegando hasta los pies.

Además, debido a su ubicación es más propenso a padecer de daños que provocan un gran dolor, aparte, de dolor en la parte baja espalda, hormigueo y picazón en los pies.

Algunas de las causas posibles de este tipo de dolor está la hernia de un disco de la columna vertebral, o también por una actividad física que lesione, llegando a ser el dolor tan agudo que casi te inmoviliza, lo bueno es que hoy aprenderás ciertos ejercicios de yoga muy efectivos para calmar el dolor y arreglar el daño.

Lagarto

Para este ejercicio debes poner en cuatro o embestida, luego estira la pierna izquierda mientras te vas inclinando hacia atrás hasta que te sientas cómodo. Ahora, intenta bajar el torso hacia el suelo lo más que puedas.

Torsión reclinada

Primero acuéstate boca arriba en una superficie plana. Luego, lleva las rodillas hasta el pecho y cruzas las piernas. Después, gira tu cintura hasta tocar el suelo con las rodillas. Los hombros deben continuar tocando el suelo todo el tiempo.

Alteración de vaca riendo

Empieza desde una posición del ángulo límite, después estira una de las piernas delante de ti. Luego vas a doblar la otra pierna sobre la pierna estirada y lentamente toca tu nariz con la rodilla de la pierna doblada.

Pigeon durmiendo

Inicia en una posición del ángulo límite, ahora estira los brazos y una de las piernas sobre el suelo. Con la otra pierna la mantienes doblada bajo el cuerpo. Si es posible, intenta pegar el torso con el pie doblado mientras que estira los brazos hacia delante.

Encuadernada del ángulo

Este ejercicio permite estirar el nervio ciático para calmar el dolor y ejercitarlo para prevenir futuras lesiones.

Para ello, coloca una toalla en el piso y te sientas sobre ella, luego junta los pies enfrente de ti y pones las rodillas hacia los lados. Entonces, agarra tus pies y trata de bajar la cabeza hacia ellos lo más que puedas.

Puente

Acuéstate en el suelo y mantén la cintura en el aire con los pies y cabeza en el piso, luego trata de levantar la pelvis hacia arriba, utilizando las manos para aguantar las caderas. Ten cuidado no hacer demasiada tensión al cuello mientras que efectúas esta posición.

fuente: http://aprendelotodo.com

comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *